Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘ETA’

Aunque Aznar y Acebes seguieron repitiendo con la tenacidad de un soldado napoleónico, que la única hipótesis solvente apuntaba hacia ETA, todos supimos que el atentado del 11-M no había sido cometido por esta organización terrorista, cuando vimos a Arnaldo Otegi condenar el ataque. No había error posible: si Otegi condenaba, no había sido ETA.

En Euskadi han sido muy habituales las condenas selectivas de hechos violentos y/o vulneradores de derechos. Se condenaban sin remisión los atentados cometidos por los oponentes políticos, pero se disimulaban o disculpaban los perpetrados por los afines, con argumentaciones forzadas y frases ininteligibles. Y me temo que siguen siendo muchos los que, todavía, rechazan las agresiones y atropellos con arreglo a un esquema rigurosamente asimétrico: excusando -cuando no celebrando- los propios y repudiando acremente los ajenos.

(más…)

Read Full Post »

Es el título de un seminario organizado por la fundación Sabino Arana, que tuvo lugar ayer, en Bilbao, con la asistencia de un amplio elenco de académicos, abogados, jueces y algunos políticos comprometidos con la cultura de las garantías y la defensa a ultranza de los derechos fundamentales. La idea central en torno a la cual se tejieron las tres ponencias principales -que corrieron a cargo de un catedrático de Derecho Penal, el Ararteko de Euskadi y un magistrado de la Audiencia Nacional- defendía, en esencia, lo siguiente: el terrorismo de ETA ha provocado una grave erosión del Estado de Derecho en España, porque ha propiciado la aprobación de leyes y la implantación de prácticas judiciales, administrativas y penitenciarias, que son difícilmente compatibles con el cuadro de garantías y libertades propio de un sistema democrático. En consecuencia, el cese definitivo de su actividad armada, hecho público en octubre de 2011, debería dar inicio a un proceso de revisión normativa y judicial-administrativa, con el fin de reconducir las leyes y algunos de los más viciados hábitos del poder a los parámetros homologados de una democracia normalizada. Hay mucho trabajo por delante, hasta que se llegue a desandar todo lo andado.

El debate posterior abundó en las mismas ideas, con aportaciones valiosas y plurales, tanto en lo conceptual como en lo empírico. En el Estado español, la lucha antiterrorista precedió a la instauración de las libertades. Las primeras leyes datan de la época de Franco. En consecuencia, el edificio democrático se construyó bajo ese condicionamiento; con derechos mutilados, garantías cercenadas y libertades amputadas por mor de la eficacia antiterrorista. La justificación de la excepcionalidad antiterrorista quedó plasmada en el propio texto constitucional.  La suspensión de derechos fundamentales prevista en su artículo 55.2 -un auténtico caballo de troya antidemocrático en el corazón de la Carta Magna- fue legitimada por la necesidad de responder con eficacia a la “actuación de bandas armadas y elementos terroristas”. Si hoy -apuntó, con razón, el catedrático Antonio Cuerda- esa actuación ha cesado definitivamente, debería deconstruirse la excepcional fortificación jurídico-punitiva que se ha ido construyendo durante los últimos lustros en torno al terrorismo. No es una exigencia caprichosa ni una reivindicación formulada desde fuera del sistema. Antes al contrario, es algo que viene exigido por la propia Constitución que, al consagrar el principio de igualdad, desautoriza los tratamientos diferenciados que carezcan de una justificación objetiva y razonable.

(más…)

Read Full Post »

Junto a la tapia exterior del cementerio de Begoña luce una pintada reciente, ejecutada con pintura negra y excelente letra, que dice: “Iraultza ala hil”. Es una calco textual, expresado en euskera, de la conocida consigna “Revolución o muerte”, muy extendida entre los líderes y cabecillas de la izquierda iberoamericana más irredenta. Un amigo me refirió un día que, tiempo atrás, se había encontrado en Cuba con una pintada que llevaba ese mismo texto, junto a la cual, una mano furtiva había añadido la frase: “valga la redundancia”. Evidentemente, no le creí. Me pareció imposible que un mensaje tan corrosivo para el régimen castrista pudiera permanecer expuesto en una calle de Cuba durante más de 24 horas.

Una canción revolucionaria de los heróicos tiempos de la Sierra Maestra, expresa una idea semejante a la que encierra este lema: “Primero dejar de ser/primero dejar de ser/primero dejar de ser/que dejar de ser revolucionario”. La tonadilla tiene fuerza y ritmo. Es francamente atractiva. Pero seguro que más de uno de los que fueron excluidos por el régimen de Castro podrían darle la vuelta al argumento y objetar que a muchos cubanos se les obligó a dejar de ser, precisamente porque dejaron de ser revolucionarios.

Pintada en azul en las escaleras que conducen a la basílica de Begoña

Pintada en azul en las escaleras que conducen a la basílica de Begoña

(más…)

Read Full Post »

Hubo una época en la que los dirigentes de la izquierda abertzale reivindicaban el derecho de los presos de ETA a cumplir íntegramente  las condenas que les habían sido impuestas por los tribunales españoles. No estaba bien visto acceder a los beneficios penitenciarios. Se consideraba un signo de debilidad; de renuncia; de claudicación. Algo equivalente a mancillar la militancia dejándose seducir por los insidiosos guiños de complicidad del enemigo. Recuerdo el caso de un preso apodado Txomiñena, que llegó a denunciar el hecho de que las autoridades penitenciarias le hubieran concedido el tercer grado sin que él lo hubiese pedido. Eran otros tiempos, evidentemente. Cumplir íntegramente las penas impuestas por el régimen represivo era reputado como timbre de gloria; como la plausible expresión de una militancia firme, que no cedía ante las trampas tendidas por el Estado opresor.

Hoy no es frecuente que los presos de ETA desprecien los beneficios penitenciarios a los que se pueden acoger. Y menos aún que renuncien a los ya obtenidos. Antes al contrario, lo habitual es que se aferren a ellos como un clavo ardiendo. Así lo estamos viendo, entre otros, con todos aquellos que se han visto afectados por la conocida como doctrina Parot, que fue definida, como se sabe, en la sentencia del Tribunal Supremo 197/2006, de 28 de febrero.

Reconozco que cuando tuve conocimiento de la sentencia a través de los medios de comunicación, la música no me sonó bien. Sin ser especialista en Derecho Penal, me pareció que alterar in peius un criterio jurisprudencial tan arraigado como el que venía a modificar el Tribunal Supremo y en un ámbito tan relevante para la duración efectiva de las penas, no casaba bien con la cultura de las garantías y con la regla de la irretroactividad de las normas penales no favorables que había estudiado en la Universidad. Pese al tiempo transcurrido, recuerdo que comenté el caso con Diego López Garrido, que por aquella época ejercía de portavoz de los socialistas en el Congreso. Su impresión coincidía con la mía. Aquello parecía un atropello sin cuento. Tenía todas las trazas de una arbitrariedad sacada de la manga con el propósito de obstaculizar el buen fin del alto el fuego que ETA iba a decretar en breve. No podía ser constitucional. Su comentario fue expeditivo: “Eso lo echará para atrás el Tribunal Constitucional”. Esto último -huelga decirlo- yo no lo tenía tan claro.

(más…)

Read Full Post »

“Para saber como van las cosas -acostumbraba a decir un viejo amigo ya fallecido- es preciso mirar al lugar en el que están ocurriendo”. Y no le faltaba razón. Si te preguntan por tiempo que hace y en lugar de asomarte a la ventana centras la mirada en el pasillo del fondo, difícilmente podrás responder con un mínimo de rigor a la interrogante que te han formulado. En política ocurre lo mismo. Por eso es importante girar la cabeza de vez en cuando y escrutar lo que ocurre a ambos lados y en la retaguardia. Sin olvidar, claro está, lo que sucede arriba y abajo. Sólo así resulta posible obtener la información necesaria para saber lo que realmente está ocurriendo. Porque no solo pasa lo que tenemos enfrente. Junto a lo que acaece delante nuestro, tienen lugar, también, otros acontecimientos que se desarrollan a nuestra derecha, a nuestra izquierda, atrás, arriba y abajo. Y una visión completa de las cosas exige tomar en cuenta todo ello.

Esta sencilla reflexión viene al hilo de cierta información que acabo de recibir a propósito de la selección del juez Fernando Grande-Marlaska para pesidir la sala de lo penal de la Audiencia Nacional. La sala segunda. Una vez agotado el segundo mandato de Javier Gómez Bermúdez al frente de este órgano judicial, se acordó, hace unas semanas, iniciar el procedimiento legalmente previsto para la cobertura de la vacante. Han sido siete los aspirantes registrados para participar en el concurso. Y el miércoles de la semana pasada se reunió la Comisión de Calificación del Consejo General del Poder Judicial con el propósito de seleccionar la terna sobre la que el Pleno del organismo ha de llevar a cabo el nombramiento. Como el acto fue público, hubo una nutrida presencia de medios. No era para menos. La cosa tenía su expectación. Entre los candidatos había alguno de esos prestan más atención a su personal proyección mediática que a las garantías del proceso penal.

(más…)

Read Full Post »

Inazio Mujika Iraolak prestatu duen Xabier Leteren (Auto)biografia bat erosi nuen atzo. Eta Unamunok bezala, gaur eguerdian, begiak itxi eta eskuek itsutasunak eman dien askatasunarekin aukeratu duten lekutik zabaldu dut liburua. Eta begiak barriro zabaldu ditudanean, 128 eta 129 orrialdeak agertu zaizkit aurrean. Letek, 2001. urtean, Pagourte aldizkarian argitaratu zuen “Fanatismoa eta Krudelkeria” izenburuko artikulua han zuzen.

Irakurri dudanean, nik neuk, 2008ko maiatzean blog honetan idatzi nuen post bat etorri zait burura. Hura ere, Leterena bezalaxe, Albert Camus idazle ezagunaren Los Justos izenburuko teatro-lanari buruzkoa baita. (ikus, “El que no quiera, que no lo vea. Pero está claro“). Biak ere Euskadiko errealitate ankerretik egindako Camusen lanaren irakurketak dira. Desberdinak, jakina, baina aldi berean, uztartuak.  

Hona Xabier Leteren gogorapen-gogoeta:

(más…)

Read Full Post »

Paseando, este largo fin de semana, por un conocido parque de Bilbao, tropecé con una farola en cuya base luce una pintada que resaltaba el símbolo de ETA -el hacha y la serpiente- junto al lema “Bietan Jarrai”, que constituye, como se sabe, una invitación entusiástica a persistir tanto en los objetivos políticos como en la estrategia violenta. Se trata de una pintada nueva; reciente. Incluso me atrevería a decir que muy reciente. Hace un mes, desde luego, no estaba ahí. 

Por lo que se ve, alguien sintió la necesidad de hacerla días -o semanas- después de que se diese a conocer el cese definitivo de la actividad armada de ETA. Alguien que, al parecer, no está de acuerdo con esa decisión y se sentiría más a gusto si la organización terrorista mantuviese activa toda su potencialidad amenazante, coactiva y violenta. No es el único caso. No hace aún demasiado tiempo -en cualquier caso, fue, también, después de la declaración de cese definitivo- las paredes de Lekeitio amanecieron con unas pintadas en las que se ensalzaba a ETA, en su pasado, en su presente y en su futuro: “Lehen, orain eta beti”.  Y estoy seguro de que la relación de casos se podría ampliar sin demasiado esfuerzo.

(más…)

Read Full Post »

Hace unos días tuve ocasión de entrevistarme con el agregado comercial de una importante embajada en Madrid. Estaba interesado, según me dijo, en contrastar pareceres conmigo a propósito de lo que se oculta tras la sigla “Sortu, Bildu, Amaiur o como quiera que se llame”. Textual. Esas fueron sus palabras. El país al que representa tiene, al parecer, algunos intereses económicos en Gipuzkoa. Y quería reunir información fidedigna sobre lo que esos intereses -y los de otros potenciales inversores de la misma nacionalidad- pueden esperar de un gobierno foral como el presidido por Martín Garitano. Me pidió que le hiciera de puente con algún empresario local. Lo hice. Y me consta que han hablado. Su encuentro, si no recuerdo mal, tuvo lugar pocos días después de que el presidente de la patronal gipuzkoana alertase públicamente sobre el daño que una hipotética desarmonización fiscal podría provocar en la economía del territorio. Obviamente, nada  puedo decir sobre el fondo de la conversación que mantuvieron, aunque cabe sospechar que hablaron, entre otras, cosas, de la posible desarmonización fiscal que la irrupción de Bildu en la hacienda foral gipuzkoana puede provocar en el territorio vasco. De lo que sí puedo dar cuenta es del tenor de la entrevista que el responsable económico de la embajada entabló conmigo.

Mi interlocutor quería saber si quienes gobiernan el 90% de las instituciones gipuzkoanas son inofensivos socialdemócratas que han inflado su discurso de manera coyuntural o, por el contrario, se trata de comunistas ortodoxos firmemente dispuestos a echar el resto en la implementación de la política económica -más impuestos y más déficit- que la izquierda irredenta de Europa viene preconizando durante los últimos años. “No es un bloque homogéneo”, le respondí. “Sus componente no responden a un patrón único, ni en lo ideológico, ni en el ámbito de la política económica “. Y a renglón seguido recordé aquella clarificadora entrevista en la que Ricardo Barainka, diputado foral en Bizkaia y candidato por EA a diputado general de este territorio, declaró a El Correo (15.05.07) con respecto a la identidad ideológica de su partido que “somos socialdemócratas, pero la gente no nos cree”. Tenía razón. Nadie se lo creía. Ni por sus orígenes, ni por sus trayectorias, ni por sus actitudes pasadas y presentes, ni por sus ambiciones, ni tan siquiera por el cuidado look que exhibían, aparentaban, los  militantes de EA, situarse en el terreno de la socialdemocracia.

(más…)

Read Full Post »

En una escena de la película Exodus (Otto Preminger, 1960), el protagonista principal, Ari Ben Canaan (Paul Newman) mantiene una breve, pero tensa conversación con su tío Akiva (David Opatoshu) sobre la unión de Irgun a Haganah. El diálogo entre el tío y el sobrino me llamó poderosamente la atención la primera vez que vi el film. Desde entonces, lo tengo registrado como uno de los principales hitos del guión. Akiva es partidario del uso de la violencia para avanzar en la creación del Estado de Israel y, de hecho, dirige una organización terrorista que comete atentados con ese objetivo. Y aunque su sobrino insiste en la mayor eficacia de las soluciones pacíficas, Akiva sostiene que el terror, la violencia y la muerte son, inevitablemente, el embrión del que nacen las naciones libres. En la versión original, sus palabras son de un laconismo hiriente: “I don´t konw of one nation, wether existing now or in de past that was not born in violence. Terror, violence, death… they are the needed ones to bring free nations into this world…”.

Entre los vascos ha habido, también, gente que durante mucho tiempo opinaba igual: que el terror, la violencia y la muerte, son factores imprescindibles en el proceso de emancipación de una nación. Gente que, estimulada por esa convicción, un día empuñó la pistola, escribió una carta de exorsión o activó el detonador con el propósito de liquidar a todo aquél -y todo aquello- que pudiera constituir un obstáculo para la consecución de la Euskal Herria independiente y sozialista por la que suspiraba. Y gente que, sin llegar a tales extremos, se dedicó a expresar públicamente su apoyo a quienes lo hacían, bajo el siniestro grito de Gora ETA militarra; o recurriendo a aquel otro lema que decía: ETA jarraitu, borroka harmatua.

(más…)

Read Full Post »

Cuando concluyó el último Pleno previo a la Navidad, un periodista me aseguró en los pasillos del Congreso, que el comunicado de ETA -ese del que todo el mundo hablaba y los mejor informados aseguraban que se emitiría antes de concluido el año- estaba redactado ya y se haría público en torno a la noche buena. “¿La buena nueva vendrá junto a la buena nueva?”, bromeé. “Efectivamente”, respondió. Y añadió: “Con el nacimiento del niño, nacerá también la paz”.

El día 26 de diciembre, otro periodista de los que habitualmente están bien informados,  me dio garantías plenas de que el comunicado se anunciaba para San Silvestre. El día 1 de enero me acordé de él y no pude evitar una sonrisa burlona. Al día siguiente me llamó. Reconoció su fallo y vaticinó: En Reyes. Pero tampoco esta vez acertó. El comunicado, como se sabe, no se hizo público hasta el día 10. Desde entonces, su contenido ha sido objeto de todo tipo de exégesis, comentarios y especulaciones. Unos quieren ver en él “el final del final de la lucha armada de ETA”. Otros, por el contrario, aseguran que le falta lo imprescindible: su carácter definitivo e irreversible-. 

En cualquier caso, voces procedentes de la propia izquierda abertzale aseguran que “no será el último comunicado”, porque ETA “tendrá que decir muchas cosas más y las dirá”.  Y ayer mismo, un conocido diario intentaba elevarse sobre la confusa vorágine de los rumores, dando por sentado que, tras un intenso debate interno, ETA acordó en noviembre que “la estrategia político militar es incuestionable”. O dicho en otros términos, que no renuncia a la actividad violenta, aunque la paralice ahora, cautelarmente, para ver si el devenir político de los próximos meses obedece a sus requerimientos.

A falta, pues, del último comunicado de la organización armada -parece claro que este no lo es- puede resultar interesante recordar el primero, que un buen amigo -archivero para más señas- ha puesto en mis manos durante el período navideño. Me refiero al “Manifiesto de ETA al pueblo vasco” que la organización difundió el 1 de enero de 1964, especificando que se trataba de “su primer Manifiesto Nacional, en forma de un mensaje de esperanza para este año primero de la lucha por la liberación total de Euzkadi”.

(más…)

Read Full Post »

Older Posts »